LA RODILLA DEL CORREDOR ¿Qué es esto?

Aunque se le conoce con este nombre no siempre es así, ya que es una lesión que también se produce en personas sedentarias que fuerzan las rodillas (posturalmente, etc.). Si que es cierto que la práctica de deporte, sobre todo algunos, favorece la aparición de esta lesión tan frecuente hoy en día.

Esta se produce en el cartílago que se encuentra en la cara posterior de la rótula, pudiendo ser un reblandecimiento o una fisura. En la práctica de algunos deportes se produce más frecuentemente el roce del cóndilo femoral sobre la rótula lo que favorece el desgaste más rápido de lo que se considera “normal”.

Imagen relacionada

Por supuesto, como decimos siempre en este blog, lo normal es visitar a un especialista tan pronto manifestemos síntomas y que sea este quien diagnostique la dolencia y proponga el tratamiento más oportuno dependiendo de las características del paciente.

Lo primero sepamos cuáles son los síntomas más habituales.

  • Dolor en la parte anterior de la rodilla tras estar tiempo sentados con pierna flexionada.
  • Dolor en la parte anterior de la rodilla que aumenta al sentarse o bajar escaleras.
  • Sensación de fricción y dolor en la parte anterior al extender la rodilla.
  • “Crujidos” o “chasquidos” al tacto al realizar flexo-extensión
  • Sensación de inestabilidad, de que la rodilla “falla”

Entre las causas que pueden producir esta lesión podemos encontrar:

  • Traumatismos repetidos de baja intensidad, como los que se producen al correr, que se unen a otras alteraciones existentes, como puedes ser desequilibrios musculares entre cuádriceps e isqios, rótula elevada o alteración del ángulo que forman el tendón rotuliano y el cuadricipital.
  • Traumatismos repetidos de mediana o alta intensidad
  • Un impacto muy potente en la zona

Otras causas diferentes que pueden influir pueden ser el desgaste propio por edad, sufrir artritis reumatoide, infecciones locales, etc.

En cuanto a la gravedad podemos clasificar esta lesión en diferentes grados:

  • Grado I: Cambios leves en el cartílago debido al roce continuado
  • Grado II: Se producen pequeñas fisuras
  • Grado III: Fisuras profundas
  • Grado IV: Desaparece el cartílago por completo.

El tratamiento para esta lesión dependerá en gran medida del grado de la misma y, en cualquier caso, debe estar supervisado por el especialista. No obstante Dejamos aquí algunas pautas o consejos.

  • Lo primero, siempre, en fase aguda es intentar aliviar el dolor, para lo cual lo más efectivo es la aplicación de frío local.
  • Como hemos dicho, en ocasiones, la lesión se produce por descompensación muscular, por lo que un posible tratamiento puede ser trabajar a conciencia la musculatura de TODA LA ZONA, cuádriceps (vasto externo y, en especial, vasto interno), isquios y sin olvidar el resto de la cadena muscular interviniente, como glúteos y, por abajo, peronéos, sóleos, etc.

Para el fortalecimiento muscular son aconsejables, entre otros, ejercicios en los que no se produzcan impactos, como puede ser la práctica de ciclismo, natación, etc.

En fases agudas que no sea posible realizar ejercicios en movimiento o este esté limitado por dolor de la propia lesión cabe la posibilidad de usar la electroestimulación para tonificar grupos musculares de  forma isométrica. Los equipos de electroestimulación COMPEX ofrecen multitud de programas para conseguir estos resultados. Además, para fases agudas también tendremos la posibilidad de aplicar TENS que aliviará el dolor en la zona.

Por último para cuando la lesión no sea imposibiltante y queramos continuar haciendo ejercicio podemos contar con la ayuda que nos pueden brindar rodilleras específicas para esta dolencia, como son la DONJOY REACTION, la COMPEX WEBTECH (prima hermana de la anterior) y la COMPEX TRIZONE KNEE.

Las dos primeras, gracias a su composición en silicona elástica y forma (red) con hueco reaction rojacentral para la recolocación de la rótula reparte las cargas que normalmente sufre la zona anterior de la rodilla (tendones rotuliano y cuadricipital, rótula, etc.) desplazándolas en
todas direcciones “desconcentrándolas” de esa zona anterior, siendo absorbidas por musculatura mucho más potente. Esto hace que el alivio sea inmediato y lo que es, aún, más interesante al realizar esta descarga permite prolongar el ejercicio. Esto se nota especialmente en la práctica del esquí, dónde la sobrecarga de la zona de la rodilla es muy frecuente. Pues bien, comentado por usuarios con el uso de estas rodilleras se marca una diferencia de poder estar esquiando mucho más tiempo.

reactionEn cuanto a la COMPEX TRIZONE KNEE se trata (junto con la COMPEX WEBTECH) de las más actuales ya que fueron presentadas este mismo año.

Sobre la TRIZONE KNEE ya hablamos en este blog (ver entrada) y podemos ampliar, tras probarla durante más tiempo, que resulta muy efectiva en este tipo de dolencias.

trizone-knee

Para concluir decir que este tipo de dolencias está cada vez más extendido debido al aumento de la práctica deportiva en modalidades como el running, etc.

Como siempre decimos, ya lo hemos comentado en este post, es importante que el diagnóstico lo haga un especialista y sea este, quien determine el tratamiento, la rehabilitación a realizar, etc.

Y tú… ¿Sufres o has sufrido alguno de los síntomas que hemos descrito en este post?… Y, si es así… ¿Qué has hecho para “remediarlos”? Te invitamos a contárnoslo en nuestro facebook

Anuncios
Esta entrada fue publicada en blogs, comienzo, marketing, marketingmovil y etiquetada , , , , , , , , , , , , . Guarda el enlace permanente.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s